¿Cuándo fue la última vez que recibiste una critica sobre tu producto? ¿Qué sensación se te quedó en el estomago? ¿Cómo afectó al producto esa critica?

 

 

Antes de comenzar a trabajar con un equipo, una de mis tareas favoritas es repasar las criticas que han obtenido sobre su producto y tirar del hilo para ver cómo ha afectado al equipo y al producto.

Las sesiones de refinamiento, las retrospectivas, las planning y las dailys son clave para un equipo de alto rendimiento, pero de poco sirven si no prestamos atención al impacto que genera nuestro producto en nuestra comunidad de usuarios. Y sí, debemos aspirar a generar impacto con cada incremento de producto, por dos razones: para justificar nuestras nóminas y para dotar de propósito a nuestro trabajo.

Y es que, nuestro día a día puede hacernos perder la perspectiva de para qué utilizamos Scrum, para que nos reunimos e incluso para que estamos añadiendo funcionalidad a una aplicación.

Parafraseando la Scrum Guide:

Es un marco de trabajo a través del cual las personas pueden abordar problemas complejos adaptativos, a la vez que se entregan productos de forma eficiente y creativa con el máximo valor.

 

Y es que, como equipo que esta creando un producto tenemos derecho a fallar, es el camino para abordar la incertidumbre, pero no debemos olvidar que tenemos la responsabilidad de hacerlo en el menor tiempo y con la menor cantidad de recursos disponibles. Invertir 50.000€ por una funcionalidad que nadie ha pedido y que nadie quiere, pues no sé yo si nos permitirá prosperar como equipo, área e incluso empresa.

 

 

Y es que, tenemos que cuidar al producto tanto como las relaciones con nuestros usuarios. El producto no deja de ser un niño que hay que bañar, alimentar, llevar a la escuela, al médico y acompañarlo mientras va creciendo. Al igual que con un niño, tras nacer no lo abandonamos en un desierto a su suerte, nuestro producto necesita atención tanto durante su desarrollo como cuando esta expuesto a la intemperie del mercado.

 

Y las decisiones de un nuevo diseño o la incorporación de una nueva funcionalidad deben tener un impacto en nuestros usuarios, si es de forma positiva enhorabuena a por la siguiente, si es de forma negativa felicidades tienes ante ti una oportunidad de mejora para replantearnos cómo estamos trabajando, por qué hemos fallado y cómo podemos evitar caer en el mismo error.

 

 

🤔Y tú, ¿cuando fue la última vez que recibiste una critica de tu producto? y ¿Cómo afecto a tu equipo y a tu producto?

 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar